miércoles, 27 de abril de 2016

¡Otros Topos Mexicanos!

Así como los cárteles de la mafia mexicana se han venido subdividiendo en cárteles más pequeñitos, los grupos de pseudorescatistas autodenominados Topos también siguen un proceso de balcanización.

El nuevo cártel del oportunismo se hace llamar Rescate Internacional Topos AC. Son ex-miembros de los Topos BIRTA (o Aztecas) donde el capo Héctor Méndez (a) El Chino seguramente los graduó con honores en el arte de viajar gratis por el mundo disfrazado de rescatista.

A diferencia de otros Topos pobres o peleados con la tecnología (como los Topos Aztecas), los TOPOS RIT sí tienen página web propia.

Ahí encuentra uno el mismo choro mareador de siempre:

  • Que nacieron en septiembre de 1985 con el terremoto de México.
  • Que son voluntarios y no buscan hacer dinero (solamente viajar gratis).
  • Que atienden emergencias nacionales e internacionales (pero prefieren los paseos internacionales).
  • Que tienen un chingo de experiencia (no así capacitación).


También tienen cuenta en Facebook y se toman sus respectivas 'selfies' en los lugares donde ocurrió una tragedia.


Esperemos más aventuras de estos nuevos saprófitos próximamente.

Los Topos en El Cambray II, Guatemala.

El 1 de octubre del 2015 ocurrió un deslave en la comunidad de El Cambray II, Guatemala. Se estima que casi trescientas personas murieron en esta tragedia.

Como debía ser, la Comisión Nacional para la Prevención de Desastres (CONRED) del gobierno guatemalteco coordinó las acciones de rescate. En un acto de solidaridad, varios países ofrecieron ayuda y en un acto de oportunismo los grupos Topos de México ofrecieron ir a pasearse.

La CONRED muy sabiamente declinó la ayuda de los Topos. Esto les ganó algunas críticas, pero fundamentaron su decisión en dos hechos contundentes: 1) ningún grupo de Topos Mexicanos está certificado internacionalmente, y 2) tienen un largo historial de malas experiencias y conflictos (lo cual se ha documentado aquí mismo).

A pesar de que su  presencia no fue requerida, diez Topos Azteca (o BIRTA) mexicanos entraron a Guatemala (donde aparentemente tienen una sucursal) a tomarse fotos, pasearse, dar entrevistas y hacerle al héroe. Esto ocasionó que los Topos Tlatelolco, que son sus rivales y se quedaron en México, los señalaran como impostores. Por su parte, el gobierno mexicano aclaró que ellos solamente autorizaron a una brigada de 64 personas y desconocían a todos los demás.

Video confesión de un Topo Azteca colado al desastre.

Afortunadamente, la CONRED detectó a los Topos infiltrados y les impidió el acceso al área del desastre. La respuesta de Héctor Méndez, el jefe de los Topos Azteca, fue simplemente ridícula:

" Me entero por parte de las autoridades que el grupo no está certificado, pero resulta que las capacitaciones que damos son precisamente para certificar. El señor encargado de Conred argumentó que era peligroso para nosotros y que no se hacía responsable. Ni que fuera mi madre, si yo fuera un bebé mi madre sería responsable de mí, pero soy un adulto consciente de mis actos, sé que el riesgo que asumo es de manera consciente y vine con la intención de sumarme para paliar el dolor de las familias."  - Héctor Méndez

A este señor no le queda hacerle al tonto, su grupo no está certificado por organismos internacionales y tienen un largo historial de estupideces cometidas en áreas de desastre. Si se hubiera muerto en el lugar, sin duda habrían culpado al director de CONRED por permitir que entraran personas sin capacitación a hacerle al kamikaze.

Sin embargo, la gota que derramó el vaso de la controversia, fue que los Topos Azteca emitieron una serie de opiniones (sin fundamento obviamente) en una conferencia de prensa criticando las labores de rescate del gobierno guatemalteco.

Video del comediante Héctor Méndez regando el tepache en Guatemala.

La respuesta final de la CONRED a los Topos colados fue contundente:

  1. No son un grupo de rescatistas reconocidos por el gobierno de México.
  2. No tienen la preparación que presumen, ni siguen los protocolos internacionales.
  3. Se ponen en riesgo ellos mismos y a los demás rescatistas.
  4. No fueron invitados.
  5. No son autosuficientes; gorrearon comida y hospedaje a los guatemaltecos.

Este lamentable episodio internacional demuestra la farsa que son los Topos mexicanos. Pero bueno, hay personas que no tienen vergüenza y a las que solamente queda dedicarles aquella melodía de Chava Flores que dice: "Pero eso sí, llegaron los gorrones. Hay que esconder botellas y platones".


Héctor Méndez (a) El Chino es el Tío Gamboín de los Topos.

martes, 28 de abril de 2015

Los Topos mexicanos quieren ir a Nepal

Como vulgares buitres, los rescatistas mexicanos denominados como Topos, están aprovechando el reciente terremoto en Nepal para sacar la charola y pedir donativos.

Por un lado tenemos a la Brigada Internacional Topos que esperan ser apoyados económicamente por el gobierno de Ecuador, ya que se encuentran dando un curso en aquel país. Héctor Méndez, el líder de estos Topos, tiene lista la pala y una barra pata de cabra para salvar vidas. ¡Es en serio!

Luego está la Brigada de Rescate Topos Tlatelolco A.C. que también están limosneando para enviar a 25 personas a Nepal. Ya compraron sus garrafones de agua, y reconocen que sus palas, escobas y cuerdas son de baja tecnología.

Ni tardos ni perezosos, los Topos Adrenalina-Estrella también quieren enviar la asombrosa cantidad de 6 rescatistas y para ello necesitan 100 mil pesos.

Y por último, aparecieron otros oportunistas denominados Topos de Reynosa, dirigidos por Jairo Vázquez, que enviarían a 15 personas pero no tienen dinero y esperan que la ciudadanía coopere para la causa. El nombre de esta nueva brigada es idéntico al de un equipo de futbol de segunda división.

Así de patéticos son los rescatistas mexicanos denominados Topos, que tres días después de ocurrido el terremoto todavía no han podido salir del país por falta de fondos. Afortunadamente Nepal no depende de estas miserias. Los EE.UU. ha estado enviando personal, equipo y suministros a Nepal desde que ocurrió el terremoto; India ha desplegado alrededor de 300 personas y un hospital móvil; incluso China ha enviado a 62 rescatistas con perros entrenados.

No es aventurado predecir que, como en ocasiones anteriores, los Topos mexicanos llegarán solamente a barrer los escombros.

Actualización 29-abril-2015
Otros Topos que operan con el nombre de Brigada de Rescate Internacional Topos 19-09 afirman que la embajada de Nepal en México les solicitó su ayuda y convocaron a una conferencia de prensa (seguramente para pedir dinero).

miércoles, 8 de octubre de 2014

¿Qué es un chairo?

En el caló del centro de México, una chaira, una chaqueta, una chamarra y una chambrita son términos populares para referirse a la masturbación masculina. Usualmente se dice que fulano se hace una chaira/chaqueta/chamarra o se teje una chambrita. Un chairo es, en ese contexto, un sujeto que se masturba frecuentemente.

Pero no todas las chairas son físicas, en el léxico coloquial existen las 'chairas/chaquetas mentales' que engloban a las ideas demasiado fantasiosas, al pensamiento ilusorio, los sueños guajiros y demás utopías. Por extensión, un chairo es también quien abusa de estas masturbaciones mentales.

Los chairos, sin embargo, están lejos de ser una tribu urbana que comparta códigos de vestir, preferencias musicales, gustos literarios, hábitos e ideas comunes. Si hay algo que caracteriza a los chairos es precisamente su diversidad de ideas, hay chairos sobre la política, la economía, temas ambientales, la medicina, la nutrición, etcétera. Debido a la fuerza del uso, la etiqueta de chairo terminó por ser asociada con ideas de izquierda, por lo que posteriormente se acuñó el término derechairo para las personas con ideas conservadoras.

Y es que, al final de cuentas, onanistas mentales habemos en todos lados.

Nota: No debe confundirse chairo con 'chaqueto' (que alude al estado de estupor posterior al orgasmo) o con 'chaquetero' (sinónimo de traidor).

viernes, 3 de octubre de 2014

Endulzantes artificiales provocan desórdenes metabólicos

Los seres humanos tenemos bacterias en los intestinos que nos facilitan la digestión de ciertos alimentos, son lo que usualmente llamamos 'flora intestinal'. Sin embargo, el consumo de edulcorantes sintéticos como sacarina, sucralosa (Splenda®) y aspartamo cambia la diversidad de bacterias en los intestinos y esto genera problemas metabólicos como la intolerancia a la glucosa.

Este es el hallazgo recién publicado por Jotham Suez y colaboradores en la revista Nature. Su experimento consistió en darle de beber a ratones no obesos agua pura o con alguno de los endulzantes: sacarina, sucralosa, aspartamo, glucosa y sacarosa. Después de 11 semanas, los tres grupos de ratones que consumieron agua, glucosa y sacarosa tuvieron una tolerancia a la glucosa similar, mientras que los otros tres grupos que consumieron edulcorantes artificiales desarrollaron intolerancia a la glucosa. De estos últimos tres, la sacarina produjo el efecto más notorio.

Para investigar si las bacterias intestinales estaban involucradas en la intolerancia a la glucosa, a todos los ratones se les administraron antibióticos de amplio espectro: ciprofloxacina, metronidazol y vancomicina. Después de 4 semanas de tratamiento, la diferencia en intolerancia a la glucosa desapareció para todos los grupos.

Adicionalmente realizaron trasplantes fecales entre ratones. Los roedores libres de gérmenes que recibieron trasplantes de ratones con dieta de edulcorantes artificiales desarrollaron también intolerancia a la glucosa 6 días después. Lo cual apoya la idea de que esta alteración del metabolismo se debe a cambios en la flora intestinal.

Por último, siete personas que no eran consumidores frecuentes de edulcorantes se sometieron a una dieta con el máximo aceptable de sacarina comercial. De ellas, cuatro desarrollaron intolerancia a la glucosa, y su flora intestinal había cambiado significativamente. Los microorganismos bajo sospecha son Bacteroides fragilis, Weissella cibaria y Candidatus Arthromitus.

Esto no significa que los edulcorantes deban ser satanizados y prohibidos por completo. Fueron diseñados para reducir el consumo de calorías sin sacrificar nuestro deseo de comer cosas dulces, y este propósito lo siguen cumpliendo. Lo que el estudio nos muestra es que la ingestión de edulcorantes artificiales como método para combatir la diabetes u obesidad puede tener consecuencias negativas y contraproducentes.

Como siempre, el consumo moderado (por debajo del límite máximo recomendado) de estas sustancias es lo más adecuado.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...